jueves, 17 de marzo de 2011

Dimite Zahi Hawass y continua el epxolio en Egipto

Dimite Zahi Hawass y continua el expolio en Egipto


El todopoderoso ministro de Cultura abandona el Gobierno y ofrece información actualizada sobre el daño a los yacimientos y almacenes por todo el país.

Nada más conocerse la noticia de que el Ejército egipcio ha forzado la dimisión del primer ministro Ahmed Shafiq, se ha confirmado que también el todopoderoso jefe del Consejo Superior de Antigüedades y ministro de Cultura desde la revuelta de Tahrir, Zahi Hawass, ha presentado su dimisión. Y no solo eso, coincidiendo con su renuncia, el internacionalmente reconocido Hawass ha posteado una lista de los yacimientos dañados desde que en Egipto estalló la rebelión que ha terminado con el régimen de Hosni Mubarak. Hawass ha declarado a «The New York Times» que está contento por haber tomado «la decisión correcta». Es la primera vez que se conoce a ciencia cierta y de manera sistemática la situación del patrimonio egipcio en medio de la volátil situación de las últimas semanas.

Empezando por instalaciones en un yacimiento en el Sinaí, destruido por expoliadores que llegaron con un remolque. Hawass advierte que muchos almacenes han sufrido brechas y están siendo dañados. Saqqara, uno de los principales yacimientos del país «ha sido atacado sistemáticamente por criminales. Los candados de muchas tumbas han sido abiertos».

La cosa no acaba ahí. En Dahshur han atacado las instalaciones de la misión arqueológica del Metropolitan Museum, reduciendo y atando a los guardias para ejecutar el robo. En Abusir, los expoliadores han entrado en los almacenes de la expedición checa. Lo mismo ha ocurrido en lubares como Tell el Basta y Wadi el Feiran, muy cerca de Sharm el Sheikh.

En Giza, el pasado 1 de marzo, «criminales lograron entrar en el almacén Selim Hasan. Iban armados y redujeron rápidamente a los guardias que no portaban armas y temieron por sus vidas». En todos los lugares referidos, asegura Zahi Hawass en su web, los inspectores están aún valorando el expolio cuidadosamente y comprobando los inventarios arqueológicos. Cuando acaben esta tarea se redactará un informe completo.

La tumba de Ken-Amun en Tell el Maskhuta, cerca de Ismailia, ha sido destruida completamente, de acuerdo con la información de Hawass. Era la única tumba conocida de la XIX dinastía en el bajo egipto. Cerca de la Esfinge de Giza, también ha sido expoliada la tumba de Impy. En otros yacimientos lo intentaron pero pudieron ser interceptados. En la tumba de Ptahshepses, en Saqqara, han robado piedras con jeroglíficos y partes de las puertas falsas. También se ha robado parte de los jeroglíficos de la tumba homónima en Abusir.

Guardias en los sitios de Nekhen, al norte de Edfu, han detenido a numerosos expoliadores, en una zona muy conocida por enconrarse en plena ruta del turismo a lo largo del Nilo. Y en Asuán trataron de robar una estatua de Ramses II, pero los guardias ayudados por arqueólogos lo impidieron, afortunadamente.

En lugares como Abydos se han registrado ataques casi cada noche, y se han abierto trincheras de excavaciones ilegales. Esta práctica se está exendiendo a numerosos lugares, desde Alejandría hasta el sur. También ha habido daños en monumentos islámicos. Hawass lo lamenta, aunque también da una pincelada de esperanza al confesar su alegría porque la protección a las sinagogas e iglesias cristianas ha resultado efectiva y ahí no se han producido daños.

No hay comentarios:

Publicar un comentario