martes, 18 de agosto de 2009

Bibliotecas de cuatro patas




Un paseo por la capital colombiana entre hombres con los bolsillos llenos de esmeraldas, animales fantásticos más listos que el hambre y un tipo con una idea sencilla y revolucionaria; llenar las veredas de burros cargados con libros para los niños. Por Aurora Intxausti

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada